¿Tu nombre es…?

Como en la vida real, los personajes de una historia deben ser bautizados con su nombre y apellido. En ficción, van a agilizar la identificación y reforzar la empatía que el espectador puedo desarrollar con el personaje.

¿Cómo saber que el nombre de mi personaje es el más apropiado?

A continuación, les compartimos algunos tips para elegir los nombres indicados para los personajes:

Para comenzar, es recomendable buscar una intencionalidad al nombre, no elegir al azar por gustos o por conocidos, ya que de esta manera se logra reforzar la historia.

Por otro lado, es necesario ser coherente a la hora de bautizar a nuestros personajes: la época, su edad y el lugar a donde vive ( ya que, por ejemplo, no es lo mismo un nombre habitual el día de hoy que el de hace un siglo).

Y por último, a la hora de elegir un nombre, debemos pensar en las letras y en la fonética de la palabra: por ejemplo, las letras A, E, I son de connotación positiva. Por lo tanto, cuantas más veces aparezcan, más positivo quedará.